#BlogDelinut

¡Septiembre! Tiempo de objetivos y cambio de estación

En las últimas semanas ya la mayoría lo pedíais: “necesito volver a la rutina!” Vivir sin tener que estar pendiente del reloj, comer donde nos pille, llamar a unxs amigxs para ir a tomar algo sin planificarlo (y con sentidiño)  o improvisar cualquier otro tipo de plan mola! Pero la realidad es que la rutina también la necesitamos: tener unos horarios, planificar la jornada laboral, disfrutar de una tarde en casa… y la necesitamos, sobre todo, después de estos meses tan extraordinarios que hemos pasado.

Empieza Septiembre y teniendo en cuenta que se nos ha juntado el aislamiento con el verano llevamos 5 meses… raros. Vamos a llamarlo así. Probablemente se hayan juntado la dejadez, el descontrol y emociones que nos trajeron momentos de inestabilidad. Sabemos que este será un mes de propósitos y, como no, ¡nosotras estaremos aquí para ayudarte!

Por eso hoy venimos a dejaros  5 tips muy sencillos para volver de verdad:

¡EMPEZAMOS!

Algo que os recomiendo mucho es que si el confinamiento o bien las vacaciones te han permitido ver los

BENEFICIOS DE VIVIR TRANQUILX Y DESPACIO,

TENLO SIEMPRE PRESENTE en tu mente.

Muchos nos estamos metiendo de lleno en la rutina que teníamos pre-aislamiento, eso implica: las mismas prisas, el mismo estrés y el mismo (auto)abandono. ¡No lo permitas!

Ahora mismo tienes la posibilidad de recordar y comparar ambas realidades, ¿con cuál te quieres quedar? Tenerla presente en tu mente te permitirá querer volver a ella.Aquí me gustaría hacer una aclaración muy importante: si en tu caso no lo has pasado bien en el confinamiento y has empezado a sentir o sigues sintiendo las secuelas de la situación: ¡CÚIDATE y, sobre todo, PIDE AYUDA! Desafortunadamente estoy viendo casos de sufrimiento que parten el alma y saber pedir ayuda, ¡es fundamental!

CONTROLA TUS HORARIOS DE SUEÑO Y COMIDAS

Recomendación: establécelos en función de tu horario laboral. Si trabajas a turnos, propón unos horarios para cada turno diferente.

Es importante, además, que eduques tu hábito de sueño. Empieza por acostarte a una hora razonable, deja a un lado las pantallas (ordenador, móvil, Tablet) y, aunque no duermas: ni te levantes, ni estés mirando el reloj, ¡no vas a provocar que el tiempo corra más despacio!

PLANIFICA

No consiste en que tengas tu día al milímetro, pero es cierto que todo lo que está fuera de planificación es improvisación y eso, en una rutina caótica, no es lo más recomendable. Imagínate que has tenido un día horrible y no tienes la cena planificada, ¿cómo crees que será tu cena? PLANIFICA TUS COMIDAS y te ahorrarás tener que poner a prueba tu fuerza de voluntad una vez más, de verdad ¡no es necesario! Deja una poquita para cuando realmente sí la necesites, pero si la usas cuando no la necesitas ¡se agota!

A LA HORA DE COMER, TODO LO QUE COMAS, ¡QUE SEA SENTADX DE PRINCIPIO A FIN!

La mayoría de las veces, comer de pie implica picotear más que comer y, además, provoca que ya estés pensando qué es lo siguiente que vas hacer (poner la lavadora, ir al supermercado). Todo lo que comas pero no disfrutes, tendrás la necesidad de volver a comerlo para después sí, ¡DISFRUTARLO!

«¿QUÉ TE HACE FELIZ?«

Pues eso, ¡ponte a ello! Cada día cuenta.

Te deseo un feliz comienzo de rutina

Buscador

Buscador

A la última!

Suscríbete a nuestro newsletter y sé el primerx en recibir nuestros consejos nutricionales, recetas saludables y pautas para conseguir una mejor alimentación.

¡no te pierdas una!

Suscríbete a nuestro newsletter y sé el primerx en recibir nuestros consejos nutricionales, recetas saludables y pautas para conseguir una mejor alimentación.

* Al suscribirse, acepta recibir nuestros materiales promocionales y acepta nuestra Política de Privacidad. Puede darse de baja en cualquier momento.